Sin categoría

Construir

Estamos en un momento en el que las viejas formas de entender la sociedad y su desarrollo tocan a su fin. La ciudadanía debe abandonar de una vez por todas su posición cómoda como receptor de la política y dar un paso al frente para poner sobre la mesa sus propuestas y participar activamente en la sociedad. Ya no vale con dejar que otros lo hagan por tí, esos otros han demostrado que todo lo hacen en su beneficio propio. Los tiempos de colocar el voto en la urna para ver si “mamá” o “papá” te gobiernan se han acabado, ya hemos pasado a la madurez y debemos asumir nuestro rol con la responsabilidad que corresponde.

Podemos surgió gracias al compromiso de muchas personas que decidimos que podíamos tomar las riendas y dejar de ser meros espectadores. Pero Podemos no es un milagro, no nos va a salvar ni nos va a traer un mundo maravilloso en el que seamos felices para siempre. Podemos lo que trae es trabajo y de eso hay mucho. La descomposición a la que nos ha llevado el sistema en el que nos encontramos nos pone en una situación de sentar las bases de un nuevo modelo, de buscar ese botón que reinicie y renueve el sistema. Va a ser muy difícil y toda la ayuda será bien recibida.

Yo pertenezco al Círculo de Cultura, uno de los círculos sectoriales de Podemos que nace apenas unos meses con la intención de trabajar un nuevo concepto de cultura alejado completamente de los parámetros incrustados en nuestra sociedad por los poderes económicos. Nuestro punto de partida fue recuperar la cultura como derecho para la ciudadanía, en ello estamos trabajando. En estos meses han salido propuestas que se están organizando a la hora de elaborar un programa que renueve el panorama cultural. Que la cultura deje de ser un hobbie o una moneda de cambio, que todos podamos disfrutar de ella y que las personas implicadas en su labor reciban un reconocimiento que les permita vivir con dignidad. Este proceso está siendo abierto y participativo, todo aquél que ha decidido estar ahí está, aportando aquello que puede y que sabe. Profesionales de todos los campos de la cultura, aficionados y espectadores, todos son bien recibidos, la condición es trabajar para ello. Todos los que estamos comprometidos con este proceso sabemos perfectamente lo que nos implica, hay que empezar casi desde cero y tenemos que escuchar todas las voces posibles, ningún comentario puede caer en saco roto, todo es útil siempre y cuando esté enfocado de una forma constructiva.

Por eso, cuando veo artículos como éste, me demuestra que hay personas que todavía piensan que sentándose a esperar a que los demás hagan las cosas, éstas se arreglan. Personas que están esperando que llegue el gran milagro y que devore las estructuras pasadas, fallidas y corruptas y saque de la nada un nuevo proyecto ilusionante. Para mí el proyecto ilusionante es pensar que estoy aportando algo a esta iniciativa y que lo estoy construyendo con un grupo de personas que comparten conmigo esa ilusión.

La persona que ha escrito este artículo no se da cuenta que las ideas y los programas no salen de la nada, que Podemos surgió hace menos de un año y ya se le está exigiendo como al resto de los partidos. Nadie previó su éxito y eso ha supuesto un trabajo más duro, pero que no dude el autor del artículo que ese trabajo se está haciendo. No se puede utilizar para hacer una crítica la parte de cultura del programa para el Parlamento Europeo (dándolo como el programa del partido), ya que fue un programa de mínimos realizado para ese momento concreto. Las ideas sobre cultura de Podemos están en una fase de debate y consenso, en un proceso de consolidación. El autor del blog cita varios artículos online como fuente de sus comentarios y justo no cita esta entrevista que hice yo y que, si la lee, a lo mejor le queda más claro el concepto de cultura sobre el que se está trabajando (no nos olvidemos, estamos en un proceso, lo definitivo se sabrá en el momento que corresponda, que va a ser breve). Tampoco se refiere a los streaming y actas publicadas y disponibles en el Facebook del Círculo, demostración de nuestra total transparencia en todo lo que hacemos.

Nuestra puerta está abierta a todo el mundo que quiera participar con la única condición de que venga a construir un proyecto. Yo invito a esta persona que ha escrito este artículo que lo haga, que se acerque, necesitamos mucha gente en el proceso de trabajo. Lo que no necesitamos son críticas que traten de destruir. Que nos estamos equivocando, pues ven y dilo, cuéntanos tu visión y aportanos tu idea. Podemos no es el milagro, no es la solución, ni es la panacea, es lo que nosotros queramos construir y hay que estar dispuesto a comprometerse con ello.

Anuncios
Estándar

5 thoughts on “Construir

  1. Hola, José. No soy el guionista que ha escrito el artículo (https://bloguionistas.wordpress.com/2014/11/19/la-cultura-de-podemos-a-mi-que-me-la-expliquen/), pero sí soy amigo suyo y uno de los fundadores del blog. No creo que estemos tan alejados, de verdad. De hecho, creo que defendemos las mismas cosas, algo que me resulta ya innegable leyendo tu entrevista. Tienes toda la razón al decir que no se le puede pedir a Podemos que concrete ya en medidas un programa que todavía se está gestando (y de manera compartida, lo que me parece un gran acierto).

    Yo también estoy muy ilusionado con Podemos. He votado en vuestros procesos y me ha parecido un privilegio poder hacerlo. Pero debéis entender que hay mucha gente que llevamos años luchando desde otras estructuras (quizá más tradicionales, sí, pero no menos válidas), con apuestas muy claras sobre determinados aspectos relacionados con la Cultura que conocemos bien, y no acabamos de saber si Podemos comprende y apoya esas reivindicaciones. La hostilidad con la que se habla a veces de los Derechos de Autor, por ejemplo, nos hace pensar que a veces no se comprenden bien los motivos de la existencia de éstos, y la importancia que tienen para paliar los abusos que las grandes corporaciones culturales cometen contra los autores. Creo que nadie en su sano juicio aprobaría que un autor literario no cobrara una parte equitativa del dinero que genera la venta de un libro suyo. Ése es es el fundamento último del derecho de autor, que los creadores participen del emolumento que genere su obra.

    Somos los primeros que estamos en contra de actuaciones como las que han caracterizado los últimos años de la SGAE. En primer lugar, porque es a nosotros a los que nos han robado más directamente. La SGAE ha hecho mucho daño a la figura del autor. Los autores no somos todos millonetis forrados que viven de la mamandurria de los derechos. La mayoría somos trabajadores que sobrevivimos día a día con contratos abusivos y trabajos muy temporales, como la mayoría de los españoles.

    Formo parte de la junta directiva del sindicato de guionistas ALMA. Somos un sindicato pequeño por razones obvias (no hay millones de guionistas), sin recursos apenas, sin apenas capacidad de maniobra (por cómo son las leyes sindicales en este país, que ningunean a las asociaciones sindicales con poca representatividad), pero que pelea por los guionistas con todo lo que puede. Y eso, casi siempre, implica ponerse en contra de gente muy poderosa.

    Creo que tenéis razón al pedirnos que colaboremos en vuestro proceso, pero también pienso que no tiene sentido que esa colaboración sea a título individual, sino que sería bueno que conocierais de primera mano el estado de la Industria Cultural de mano de las asociaciones que representan a sus trabajadores.

    Espero que eso pueda suceder en breve, estoy convencido de ello. Y de que Podemos es un partido (es más que un partido) dispuesto a admitir críticas, y concienciado con la importancia que tiene la Cultura en la sociedad.

    • Hola Natxo; Gracias por leer la entrada y por tu comentario. Debo hacerte alguna corrección, nadie participa a nivel individual en Podemos, todos estamos metidos en un proyecto. Dentro del círculo hay gente de ALMA, por lo tanto, estáis representados (además de forma muy activa) Yo estoy trabajando la parte de Industria cultural y estoy estudiando la situación. Yo soy músico (me dedico en gran parte al cine) y muy afectado por la SGAE, defiendo los derechos de autor, pero si lees mi entrevista verás que hay que replantearlos muy seriamente para evitar todo lo malo que ha pasado. Después de todo, imagino que sabrás que el origen de los derechos de autor viene de los beneficios que determinados sectores podían sacar por la distribución de la cultura ¿Cómo vivían los autores antes de los derechos de autor? (estamos hablando de siglos de historia). Lo que hay que defender primero es la dignidad de los creadores de cultura y de los trabajadores del sector. Que tu sueldo no dependa de los derechos de autor, que sean un complemento a tu trabajo y que se gestionen de forma transparente y que la mayor parte vaya al responsable correspondiente, el que crea.
      No se puede hablar con la ligereza con la que habla el autor del artículo de cosas como la Cultura Libre o del tema de los empresarios. Yo gracias a estar trabajando el tema de Industria cultural me estoy empapando de informaciones que me están haciendo aprender mucho y a entender cuál sería el camino a seguir. En el grupo de trabajo hay profesionales que conocen el sector y estamos teniendo contactos con muchos grupos y personas expertas. Parece que pongas en cuestión el tema cuando haces algunos comentarios. Que sepas que el trabajo que se está haciendo se hace a conciencia y si os parece que no se cuenta con vosotros, tenéis la puerta abierta a venir cuando queráis

  2. Gracias por tu respuesta, José. Estamos en ello, vamos a intentar ayudar en lo que podamos. De verdad que creo que tenemos posturas mucho más cercanas de lo que podría parecer a priori.

    Un abrazo.

  3. Hola José,
    yo sí soy la persona que escribe el post. Tengo poco que añadir a lo que tan bien ha explicado Natxo. Pertenezco al mismo Sindicato y tenemos la misma visión y ganas de escuchar y ser escuchados. Por lo tanto no creo que sea esa “persona que se sienta esperando a que los demás hagan algo por mí”. Que no vaya a vuestros círculos o no use vuestra app no quiere decir que no lidie junto a mis compañeros mis propias guerras.

    Como simpatizante y muy posible votante tengo derecho a dar mi opinión en el blog en el que colaboro y, humildemente, creo que cometeríais un error en desdeñar esta u otras opiniones sólo porque no surjan dentro de vuestros foros.

    Precisamente el éxito del post (creo) que ha sido porque no es una crítica que como dices “intenta destruir”. Eso habría supuesto un nuevo ataque gratuito a Podemos y de eso ya vamos/vais sobrados. Siento en cualquier caso si te ha dado esa impresión, pero nada más lejos de mi intención.

    Siento también no haber encontrado tu entrevista. La leeré con mucho interés y espero que me genere menos dudas de lo que leí de tus otros compañeros.

    Si hablo con ligereza como dices en tu comment de la “cultura libre” o del “tema empresarios” es porque precisamente lo que he leído en vuestro programa y en entrevistas a vuestros compañeros me ha parecido tremendamente ligero. Y lo que reclamo es un poco más de base en esas propuestas y sintonía con lo que se está cociendo en nuestro sector del audiovisual.

    Y por último, un consejo… si no queréis que la gente crea que lo que tenéis en la web no es EL PROGRAMA DE PODEMOS… Aclaradlo en la web, os va a ahorrar muchos quebraderos de cabeza.

    ¡Un abrazo!

    • Hola Chico;

      Gracias por tu respuesta ante todo (y por el artículo, que nos ha hecho reflexionar sobre varias cosas a los que trabajamos en cultura).

      Tu opinión es interesante y estás en todo tu derecho de darla (como te he dicho antes te la agradezco), yo también estoy en mi derecho de decir lo que pienso de tu opinión y más si no estoy de acuerdo (en eso consiste el diálogo y éste me está resultando muy enriquecedor). Te equivocas al respecto de que desdeñamos opiniones porque no es así, me sorprende que no os sintáis representados cuando, como le decía a Natxo, hay una persona de ALMA en el Circulo de cultura trabajando con nosotros y que es uno de los artífices de los documentos que se harán públicos a principios del año que viene y que estamos en momento de debate con ellos. Como te comento en la entrada mía en respuesta a la tuya, estamos trabajando profesionales de todos los campos que nos complementamos en conocimientos y si vemos que falta algo pedimos ayuda.
      Lo de destruir a lo que me refiero (que no creo que fuese tu intención) es que tu entrada ha corrido como la pólvora, y ver a periodistas de la derecha compartiéndolo por redes sociales no me ha hecho mucha gracia, imagino que a tí tampoco. Muchas cosas que has dicho con buena intención se han tornado en boca de algunos en ataques y cuestionamiento de la iniciativa (lo que se dice un efecto dominó, vamos). A mí me han llegado a recriminar que no tenemos nada claro (remito a mi entrevista para demostrar que no). Una cosa es no tenerlo claro y otra estar en un proceso de trabajo, que es lo que explico en mi entrada. Cuando estás en un proceso (tú como creador entenderás) muchas veces hay espacios que estás rellenando y te pueden faltar puntos para completarlo, no por ello es que no se tenga claro. Leyendo tu texto, saqué la conclusión de que lo que se nos pide es una solución ya. No llevamos ni un año, lo de las europeas y el crecimiento en intención de voto era algo que no esperábamos. Esto ha provocado una avalancha de trabajo que no te quepa ninguna duda es que estamos cumpliendo de forma muy eficiente.
      Lo de la ligereza de tus comentarios, reconóceme que es en parte cierta (si quieres lo discutimos con una cerveza). Si lees mi entrevista (de finales de julio de 2014) verás que hablo del tejido de pequeñas y medianas empresas como impulso a la cultura, por lo tanto, la conclusión que sacas tú acerca de los empresarios me parece equivocada. Una cosa es esto y otra los poderes económicos y financieros (eso sí es el mal y eso es lo que se critica). Lo de asemejar cultura libre al todo gratis, perdóname pero puedo utilizar tu silogismo de Podemos = ETA (;-)). Me estoy pegando una paliza a estudiar el tema y si lees mi entrevista, ahí digo que el que la cultura sea libre no quiere decir que sea gratuita (ha habido gente que ha compartido tu artículo en redes diciendo que Podemos defiende el “todo gratis”). Después de todo lo que le decía a Natxo hay que revisar todo eso a fondo para que sea racional, transparente y sobre todo que no sea la base de retribución del creador, para empezar hay que dignificar esta profesión y para ello hay que exigir que se pague por el trabajo de una forma digna.

      Insisto, vente y cuéntanos, que estamos abiertos, habrá un plenario en diciembre al que estás invitado. Y la respuesta definitiva a tu entrada la tendrás en el documento de cultura que saldrá en enero y que muestra el resultado de un trabajo de meses que para nada termina ahí. El proceso siempre va a estar y la búsqueda es infinita. Lo estamos haciendo en tiempo récord, y creo que de forma eficiente.

      Gracias otra vez y un abrazo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s